Ganar en el Futbol Base

2 55

OBJETIVO DEL JUEGO: ¿¡GANAR!?…..OBJETIVO DEL JUEGO: ¡JUGAR!

Como bien es sabido por todos los aficionados y profesionales de este deporte, el objetivo primordial del juego es ganar.

Este final, es el más problemático de todos y el que más quebraderos de cabeza le da a los técnicos deportivos. ¿Por qué? Pues por el simple hecho de que la repercusión de un equipo es mayor cuando gana y ya no de un equipo sino, la repercusión de ese entrenador es mayor.

Como siempre, el entrenador y su egoísmo…

A muchos entrenadores, le preocupa que su equipo realice un juego más vistoso que otro, con un modelo de juego determinado, pero eso no lo es todo. Al entrenador también le preocupa ganar y sobre todo, ganar jugando bien. A mi parecer, este es el error principal de muchos entrenadores, el querer ganar siempre jugando bien, en definitiva, prevalece el ganar.

El futbol, es uno de los deportes más injustos que hay, puedes hacer un juego paupérrimo durante los 90 minutos del juego, que tan solo te basta con conseguir un gol más que el equipo rival para llevarte los 3 puntos.

Si nos situamos en el futbol base, podemos observar la gran incongruencia que se da en este deporte. Digo esto, puesto que en la base, lo que no prevalece es ganar, aunque siga siendo uno de los objetivos de la competición.

Los entrenadores de futbol base, nos tenemos que centrar más en el proceso que en la consecución de la victoria, por el simple hecho de que quizá, nuestra victoria como formadores no está en los tres puntos, sino en los medios técnico tácticos tanto individuales como grupales que han prevalecido en el juego, que es lo más importante de este deporte.

Tras haber dicho esto, surge otra gran incongruencia, la victoria es la victoria tanto en la élite como en la base, y si nos situamos en la base, a un niño no hay nada que le haga más ilusión que conseguir el éxito deportivo. Debido a esto, en muchos casos, no soy muy partidario de una competición regulada mediante objetivos de ascensos, descensos y demás menesteres típicos de clubes y ligas de rendimiento. Por el contrario, si soy partidario de que el niño también sea formado en lo que conlleva la competición, enfrentarse a un rival, jugar limpio, educarse deportivamente con la presencia del árbitro,

En el ámbito formativo, la victoria, es el veneno de los entrenadores, una vez que lo pruebas siempre quieres más y más y te da igual cómo conseguirla, obviando lo importante de esta etapa del futbol, LA FORMACION.

En muchos momentos de mi corta experiencia como entrenador, me he dado cuenta de que la derrota, es lo mejor que puede pasarte, puesto que es cuando puedes realizar un mayor feedback con los integrantes del equipo y en definitiva es lo que enriquece y lo que forma a un deportista.

Uno de los entrenadores que más me ha enseñado, mediante su lectura ha sido Pep Guardiola. Guardiola , en sus palabras , siempre resalta la importancia de tener una mentalidad ganadora hasta en la derrota con la siguiente frase con la que me gustaría cerrar este artículo:

“La victoria, tan solo vale para poder dormir bien y acomodarte en un mismo rol, mientras que en la derrota esta la progresión.” Pep Guardiola.

Carlos Redondo de Rus.

Maestro Ed.Infantil T.S.A.F.A.D

Técnico Deportivo Nivel II

Twitter: @CRdeRus

Linkedin: Carlos Redondo de Rus

También podría gustarte Más del autor

2 Comentarios

  1. Asdrúbal Murillo dice

    excelente visión, así deberían pensar todos los entrenadores que trabajan en el fútbol base, ya que la mayoría solo piensan en ganar a como de lugar, sin importarles la formación como verdaderas personas de los niños y jóvenes.

  2. Julio Planetax dice

    Completamente de acuerdo, el futbol base debe servir para desarrollar habilidades y actitudes en los chicos, independientemente de los marcadores y resultados. Si fortaleces física, técnica y mentalmente a tu jugadores, automáticamente fortaleces al equipo. Saludos.

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.